¿Qué utilidad tenía la Gran Muralla China para los gobernantes?

Es más que sabido que la Muralla China era utilizada como un instrumento de defensa contra las invasiones de tropas nómadas y de otros ejércitos enemigos cercanos. A pesar de ello, la utilidad de la muralla, a lo largo de toda la historia, no se resume sólo en una fortaleza militar de índole defensivo.

Utilidades de la Gran Muralla a lo largo de los tiempos

  • En principio, fue utilizada como un sistema de barrera defensiva que impidiera el paso de los invasores o, al menos, lo hiciera menos cómodo, permitiendo a las tropas chinas resguardar y asistir como refuerzos de forma más efectiva.
  • Con el crecimiento del imperio, la muralla pasó a formar la frontera norte de la inmensa nación. El muro, que estaba formado en partes de piedra y ladrillo, y en otras se anexaba barreras naturales, colocaba claramente los límites del imperio.
  • Hubo épocas de crecimiento tal que no pasaron desapercibidas por habitantes que residían en las inmediaciones de la muralla. Habitantes que no gozaban de un buen nivel de vida, y sabían que dentro de aquella muralla, dentro del imperio, podrían conseguir algo que garantizara, al menos, un nivel de vida aceptable. Por este motivo, la Gran Muralla comenzó a utilizarse como un puesto de regulación de la inmigración, unificando el proceso de control y evitando, de esa manera, la entrada ilegal y por zonas inhóspitas al reino.
  • Tras el largo periodo de batallas y guerras, toda la muralla, y sus grandes portales, se utilizó como puesto de control mercantil. El comercio comenzaba a repuntar y las entradas y salidas de carretas cargadas de materias primas y productos de artesanía estaban a la orden del día. El imperio no perdió la oportunidad de anexar la muralla como un instrumento de recaudación de impuestos sobre mercancías.

Al final de la época de las dinastías, la Muralla China era una de las rutas comerciales más transitadas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.